Now Reading
San Francisco se une a la Marcha de las Naciones Indígenas

[su_carousel source=»media: 33460,33462,33464,33463″ limit=»60″ link=»lightbox» width=»800″ height=»540″ responsive=»no» items=»1″]

Las tribus indígenas de toda la nación continúan resistiendo el ya casi terminado proyecto Dakota Access Pipeline (DAPL), a pesar de que un juez federal estadounidense negó la petición de emergencia de la tribu Sioux Cheyenne el 14 de marzo.

El juez James Boasberg, del Tribunal del Distrito de Columbia, escribió: “El tribunal reconoce que la tribu probablemente sufrirá un daño irreparable en el ejercicio religioso de sus integrantes si se introduce petróleo en el gasoducto, pero Dakota Access también resultaría dañado sustancialmente por una orden judicial, dadas las lesiones financieras y logísticas que se producirían”.

Después de una orden ejecutiva que el presidente Donald Trump emitió durante su primer mes en el cargo, el camino ha sido despejado para la construcción del gasoducto de 3.800 millones de dólares, que se extiende desde Dakota hasta Illinois.

Más de mil manifestantes se reunieron en San Francisco el 10 de marzo en apoyo a la Marcha de las Naciones Indígenas en Washington, donde miles de manifestantes y tribus indígenas marcharon afuera de la Casa Blanca para exigir que el presidente se reúna con líderes tribales.

Vestidos con indumentaria indígena, los manifestantes marcharon desde el edificio federal hasta el ayuntamiento ondeando señales y cantando ‘El agua es vida’. Afuera de la alcaldía, una proyección de #NODAPL apareció en la fachada del edificio.

Muchos de los manifestantes, que se llaman a sí mismos ‘protectores del agua’, habían regresado de Standing Rock en Dakota del Norte.

El miembro de la tribu de Lakota, Galeson Eagle Star, que permaneció en el campamento más grande de Standing Rock, Oceti Sakowin, volvió al área de la Bahía en enero, tras meses de estar en la línea frontal hasta que el gobierno cerró el campamento el 22 de febrero.

“Hemos experimentado mucha resistencia y terrorismo”, dijo Eagle Star.

“La lucha no ha terminado”, dijo el activista indígena Kris Longoria. “Tenemos que seguir resistiéndonos, debemos continuar con los asuntos indígenas”.

Story by: Cassie Ordonio